Naturaleza infinita en Moravia Central, República Checa

Comparte
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

República Checa tiene lugares de ensueño, como sacados de bellos cuentos de hadas. Esta vez, te presentamos la región de Moravia Central, la cual resguarda tesoros históricos. Aquí te compartimos algunos.

  1. Lugares de fe  

  • Olomouc

Sin duda, la Columna de la Santísima Trinidad, que se encuentra en la Plaza Alta, es una de las construcciones más emblemáticas de la ciudad de Olomouc. Tiene esculturas barrocas y es la más grande de Europa Central. unnamed-10

Otro sitio igual de imperdible es el edificio del Ayuntamiento del siglo XIV, el cual cuenta con una fuerte inspiración gótica. Tiene una alta torre, que actualmente es el mirador favorito para apreciar la ciudad.

  • Bouzov

¿Te gustan los castillos? Pues en esta ciudad encontrarás uno que debes visitar sí o sí. Es tan hermoso y famoso que ha servido para rodar diversas películas, una serie de cuentos checos y también La Princesa Fantaghiro, una obra italiana. Además, a diferencia de otras residencias medievales, esta siempre ha recibido mantenimiento y se encuentra espléndido.

  1. Vacaciones activas en Jeseniky

Si buscas un escenario con montañas altas y abundante naturaleza, sin duda Jeseniky es para ti. Cuenta con cientos de rutas bien delimitadas y señalizadas para practicar senderismo y ciclismo en primavera, verano y parte del otoño, así como numerosos riachuelos, cuevas y un sinfín de miradores.

Para quienes prefieren los deportes de invierno, también has llegado al sitio ideal, porque encontrarás una buena oferta de pistas para esquiar. O, para algo más relajante, en Luhačovice hay balnearios con opciones wellness, como masajes, mascarillas, baños de hidromasaje, etc.

  1. Sabores de Moravia Central

Esta región es muy conocida por su gastronomía, y claro… ¡la cerveza no podía faltar! Sin embargo, desde hace siglos existe otra bebida alcohólica: aguardiente de ciruela y licores destilados de fruta en general… ¡anímate a degustarlos!

Y no olvides probar los quesitos curados de Olomouc, que son conocidos como Olomoucké tvarůžky. Tienen un sabor picante y se fabrican con requesón. Todo el proceso de curación es natural.

También te puede interesar…

Acero y bosques, ¡sólo en República Checa!

 


Comparte
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •