TSA ajusta restricciones

Comparte
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

La Administración de Seguridad y Transporte (TSA, por sus siglas en inglés), perteneciente al Departamento de Seguridad Nacional de los Estados Unidos, anunció la implementación de nuevos requisitos para el transporte seguro de productos en polvo, esto con el fin de garantizar la seguridad de los usuarios.

Si el contenido supera las 12 onzas, es decir 350 mililitros (lo equivalente a una lata de soda), deberá viajar dentro del equipaje documentado. Mientras tanto, los que se lleven en el equipaje de mano podrían ser sometidos a revisiones adicionales. Si el polvo no puede ser identificado, no subirá al avión.

“Las sustancias en polvo son descritas como partículas secas finas producidas por la desintegración, aplastado o molido de sustancias sólidas (por ejemplo: harina, azúcar, café molido, especias, leche en polvo y cosméticos). Las autoridades de seguridad de aviación fuera de los Estados Unidos usarán su criterio y adiestramiento para determinar qué es considerada una sustancia en polvo”, menciona un comunicado de American Airlines. Documento en el que se recomienda a los usuarios hacer caso a las nuevas imposiciones con el fin de agilizar el paso por aeropuertos.

Para evitar los atrasos

Las aerolíneas exhortan a transportar contenidos en el formato señalado; sin embargo, polvos medicinales y formulas lácteas correctamente señaladas pueden ser exoneradas de revisiones adicionales.

Esta política no aplica a vuelos saliendo de EE.UU. o sus territorios, pues el TSA implementó más y mejorados procedimientos.


Comparte
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •